Qué es la lucha en la vida, debate sobre la vida en la lucha Ensayo

Qué es la lucha en la vida, debate sobre la vida en la lucha Ensayo

Qué es la lucha en la vida cuenta el origen de la vida en la tierra. La ciencia ha hecho mucho por desentrañar los misterios de la naturaleza, pero el gran enigma de la vida sigue sin resolverse. Pero si el origen de la vida está envuelto en la oscuridad, no así su carácter. Su característica esencial es la lucha. Si hay algún elemento común entre todas las formas de vida, altas y bajas, es esta lucha continua. El dolor y el sufrimiento nacidos de esta lucha impregnan la vida.

Nacemos en el dolor de otros y perecemos en el nuestro

Tal vez esta amargura, esta lucha, sea un eco del juicio de Dios sobre el hombre descarriado, que ha de ganarse el pan con el sudor de su cara. Pero la maldición se ha posado no sólo sobre el hombre, sino sobre toda la creación animada e inanimada. El esbelto riachuelo lucha con mil impedimentos en su curso hacia adelante. Los planetas ruedan luchando con innumerables atracciones y la montaña erige su altura pétrea perforando la dura corteza. Qué lucha invisible tiene lugar detrás de los ojos humanos entre una pequeña semilla y la dura tierra que debe perforar.

Cuando el retoño sale, comienza otra fase de la lucha, con la furia de los elementos, los estragos de los animales y la irreflexión del hombre. La misma lucha cruel tiene lugar en el mundo animal, y es tan feroz que a veces toda una especie se extingue. Los insectos que se arrastran por el suelo, las abejas que construyen la colmena, los pájaros que pían, tienen cada uno su lamentable historia de lucha que contar, si hay hombres que la escuchen. Así que la lucha no sólo tiene lugar en esta tierra, sino también en el cielo y en el océano. Este mundo es una gran arena donde las luchas no tienen fin.

Qué es la lucha, es la característica esencial de la vida que debes comprender

En la vida del hombre se ve la misma lucha desde la cuna hasta la tumba. Incluso un feto en el vientre materno libra una guerra al chupar la sangre vital de la madre. El llanto del bebé recién nacido anuncia 125 mg de lucha por la vida. Los aspavientos, el llanto, el gateo y los tropiezos del niño no son más que maniobras de una larga campaña. Cuando se convierte en un hombre, comienza otra fase de su lucha.

Puede Interesarte:  ¿Cuál es la importancia de la lengua inglesa en nuestra vida?

En la vida de los hombres la lucha adopta diferentes formas

El hombre tiene diversos enemigos con los que luchar. Primero comienza su lucha de toda la vida con las fuerzas de la naturaleza. Éstas son favorables o desfavorables. El hombre debe ser lo suficientemente sabio y fuerte como para luchar contra las influencias adversas y poner los aspectos benignos de la naturaleza a su servicio. El alimento y el veneno se presentan ante el hombre, es él quien debe elegir uno y rechazar el otro. Cuando hablamos de la vida como una historia de la supervivencia del más fuerte, no hacemos más que insistir en este aspecto, en la lucha continua del hombre con el entorno natural.

A medida que crece, llega su lucha consigo mismo, con sus propias pasiones y prejuicios. A veces son los enemigos más peligrosos del hombre y los más difíciles de vencer. Así como el autoconocimiento es el más difícil de todos los conocimientos, la conquista de sí mismo es la más ardua de todas las conquistas. Podemos conquistar el mundo entero y, sin embargo, seguir siendo esclavos de nosotros mismos, de la lujuria, la codicia, la avaricia, la ira y los celos. Por lo tanto, el primer y principal deber del hombre es luchar y vencer a estos enemigos internos. Aquellos que x salir victoriosos en esta lucha son los únicos que tienen derecho a la dignidad del hombre.

¿Qué es la lucha con el entorno social?

Pero el hombre también es un ser social, que vive en sociedad y se nutre de ella. Vivir pacíficamente en la sociedad requiere un esfuerzo consciente, para ajustarnos al entorno social y sacar provecho de sus aspectos benignos exige una lucha.A veces el entorno social no es saludable y, por lo tanto, es hostil a nuestro crecimiento y desarrollo. En tales casos tenemos que luchar con la sociedad, con sus prejuicios y con sus ritos y costumbres dañinos y sin sentido. Si somos fuertes, triunfamos, arrastrando a la sociedad atada a nuestro carro triunfal; pero si somos débiles, sucumbimos y somos aplastados por nuestro entorno social. Cómo – amarga puede ser esta lucha, será evidente en la historia de la vida de cualquier gran reformador social.

Puede Interesarte:  ¿Qué es la lingüística y qué hace?

Si el hombre es un ser social, tiene también una existencia política. Vive en un Estado y es ciudadano o súbdito. Lucha por el estatus político, el poder y los privilegios. Los que son independientes y los que son dependientes luchan por igual, sólo que de forma diferente y quizá con armas diferentes, pero lucha hay. En el mundo moderno se libra una guerra continua contra el poder autocrático, contra los intereses creados, contra el egoísmo y la avaricia innatos de los ricos y los poderosos. El grito por la democracia está rasgando el aire y los tronos y cetros están siendo derribados.

Lucha con la política Entornos

Pero el hombre actual se ha dado cuenta de que el poder político por sí solo no le proporcionará bienestar. Así que lucha por la salvación económica. Este problema económico ha comenzado últimamente a usurpar toda la atención de los hombres. La lucha es más aguda en este campo. Aquí la competencia despiadada está llevando a los pobres y a los débiles al paredón. Los hombres de todo el mundo están desconcertados por la anomalía de la vida económica moderna. No cabe duda de que hoy hay más alimentos en el mundo que medio siglo antes y, sin embargo, ¡hay más gente que se muere de hambre y de frío! ¿Quién resolverá este problema? Los hombres se esfuerzan por poner fin a esta lucha loca, a esta competencia despiadada, pues como dice el Sr. Ramsay MacDonald, “la competencia no es la ley de la vida, sino de la muerte”; pero el fin no está a la vista.

Conclusión:

A lo largo de la vida, en las esferas altas y bajas, está presente esta lucha. Esta lucha surge en el hombre por su deseo de mejorar su condición. Hay en él un elemento de descontento divino que nunca se satisface y que le impulsa de esfera en esfera. Tanto su grandeza como su miseria nacen de este descontento. Mientras esto permanezca en el hombre, la esencia de la vida será la lucha. Como toda la creación intenta realizarse a sí misma. Esta lucha está presente en todas las esferas e impregna la vida desde la más alta hasta la más baja:

Puede Interesarte:  Lingüística moderna

Deja un comentario

UnComoHacer
ForoPc
Tarabu
Tecnomaniacos
UnMeroTecnologico
VidaParalela
Nekuromansa
Superfantasy