www.sexshoplelo.net

En varías publicaciones hemos advertido de lo fácil que es caer el la rutina en lo que se refiere a las relaciones de pareja. Y ya sabemos, hay que renovar los hábitos, si no acabará por ser algo aburrido y monótono.

No basta con la cantidad de veces que practicamos sexo con nuestra pareja si este no es de calidad. Como en todo la calidad prevalece sobre la cantidad. Y en muchas ocasiones la presión por el desempeño provoca una disminución del deseo sexual que aleja a la pareja. Sin embargo, si incluimos el juego en la cama, todo se hace más sencillo y natural. Afortunadamente, existen diferentes trucos muy sencillos que les permitirán pasárselo muy bien.

Ataquemos al stress, ese gran enemigo. En el caso de que tú o tu pareja os sintáis estresados no hay nada mejor que iniciar la relación con una sesión de cosquillas. Pero no esas que te hacen reír a carcajadas sino las cosquillas delicadas que provocan el deseo, aplicando una ligerísima presión con la yema de los dedos. También es una excelente técnica si te avergüenza tomar la iniciativa de forma más directa. Podrá parecer un juego de niños, pero sin embargo suelen ser infalible para comenzar un encuentro sexual, y desinhibirnos ante nuestra pareja aún más.

Otro recurso que está muy de moda para hacer la relación de pareja más placentera e intensa es incluir los lubricantes comestibles. Los sabores son muy variados, desde el chocolate hasta la fresa, el plátano o la vainilla. Es una idea genial si deseas explorar el cuerpo de tu pareja llegando hasta los resquicios más profundos. Además estos artículos están sumamente testados por las autoridades sanitarias y no conllevan ningún riesgo para la salud.

También podrían optar por un look de lo más erótico. Es decir, podrías elegir uno de los disfraces más sexy; y así disfrazarte de colegiala, enfermera o dominatriz y encarnar ese personaje durante algunas horas. Sin lugar a dudas será un juego muy divertido y una experiencia particularmente excitante. Con ello cumplirás sin duda una de las fantasías más comunes de los hombres.

Otra gran propuesta que llevan a cabo miles de parejas, es ver juntos los productos que ofrece un sexshop como el nuestro. De ahí surgirán más de una idea que ayudará a desafiar a la monotonía. Además de ser divertido el hecho de elegirlos juntos, lo será más cara al desafío que os podéis proponer. Por ejemplo el bondage es una buena opción para tener unas relaciones mucho más plenas.

Finalmente, para salir de la monotonía, podrían salir juntos a tomar una copa. Quizás se dejan llevar por la imaginación y juegan a que se acaban de conocer. La pasión se enciende cuando dejamos volar la fantasía y asumimos roles diferentes a los que estamos acostumbrados. Y quien dice tomar una copa, también proponemos la cantidad de artículos afrodisíacos, que podrán dar un toque muy especial a vuestros encuentros.

El sexo también es fantasía.

 

 

 

 

¿Que opinas sobre este tema?