La eyaculación precoz es un problema que afecta a un 40% la población masculina y sin embargo sólo un 5 o 10% de la estadística afectada buscan una solución para este mal, esto se presenta más que nada porque el paciente genera sentimiento de vergüenza y se ve obliga a encerrarse en sí mismo, por lo que no consulta el problema con nadie y no lo comenta con la pareja, esto sólo puede llevar a la disolución de la relación y empeorar la situación de la eyaculación precoz.

Valga decir que aunque si bien es cierto que la eyaculación precoz es un problema que causa serios percances que si se deja avanzar puede llegar a afectar de forma negativa, al punto de que la persona desvaloriza su propia imagen, la solución a este problema también es algo sencillo siempre y cuando se sepa qué pasos seguir y cómo actuar en cada momento además de contar con una voluntad inquebrantable ante los obstáculos que se le presenten en el camino de la recuperación.

Lo primero es que debe entender bien es qué es la eyaculación precoz pues de esta forma se puede establecer cuál es su fase final y alcanzarla. Este paso puede complicarse en un inicio porque existen varias definiciones para esta disfunción sexual, una de las más utilizadas es aquella en la que se considera como la incapacidad de controlar el reflejo eyaculador y evita una duración satisfactoria en la cama.

Varios estudios indican que hay una disparidad entre el tiempo normal en que el hombre y la mujer les toma llegar al orgasmo, el hombre puede llegar a igualar los tiempos de la mujer siempre y cuando pueda dominar su reflejo eyaculador, por naturaleza el hombre es precoz pues es la forma eficiente procrear, tenga presente que este problema no es de procreación sino de satisfacción sexual dentro de la pareja.

Lo segundo que se debe hacer es un escaneo mental en busca de los pensamientos negativos que pueden ser parte del problema para así poder aislarlos. El sexo es algo completamente natural es un acto cotidiano y es importante que el paciente empiece a verlo esta forma pues sólo así podrá ir eliminando la presión y la ansiedad, debe buscar ejercicios que le ayuden a bajar los niveles de angustia, en estos casos hay que tener calma, confianza y una mente despejada y sobre todo no pensar en que tendrá un episodio de eyaculación precoz pues dispondrá a su mente para que esto ocurra.

Por último con la información que ya ha obtenido de los pasos anteriores debe trazar una línea de acción y comprometerse a entregar su mente y cuerpo. Debe recordar que el cuerpo está en continuo envejecimiento por lo que el sistema nervioso le toma más tiempo responder frente a ciertas circunstancias, valga decir que la eyaculación precoz se puede prevenir y no tener que sufrirla en ningún momento, si desafortunadamente no tuvo como prever esta situación, empiece a tomar cartas en el asunto y busque de inmediato una cura para la eyaculación precoz que le permita recuperar el control de su sexualidad de forma permanente.

Si desea recibir mas informacion sobre una cura para la eyaculación precoz o ejercicios y desea averiguar sobre las curas para la eyaculacion precoz existentes puede visitar este link www.NoMasEyaculacionPrecoz.com

¿Que opinas sobre este tema?