Algo que siempre se comenta sobre la vida sexual de las mujeres, es que tienden a fingir orgasmos o que lo hacen por lo menos algunas veces. ¿Será esto cierto? Y, si es así, ¿con qué fin lo harían? Muchos hombres aseguran que esas es la ventaja del género femenino, mientras que para ellos es casi imposible fingir y deben encarar las situaciones que conlleva una situación de intimidad, para bien o para mal. A continuación algunas de las causas más comunes para fingir.

Los motivos más comunes tienen que ver con la parte emocional, algunas mujeres se sienten tensas o cansadas durante el acto sexual, impidiéndoles disfrutar de un placer pleno y para no sentir que decepcionan a su pareja, simplemente fingen. Además puede tener relación con experiencias negativas previas. La parte física, por supuesto que también es importante. Si una mujer experimenta dolor, seguro que será difícil alcanzar el clímax. Otras sufren de frigidez y les da vergüenza confesarlo.

De todas maneras, sea por la causa que sea, el secreto para llevar tu vida sexual al máximo es la comunicación con tu pareja. Esto es más común de lo que se cree. Expresarle lo que te gusta y lo que no te gusta en el momento de la relación y atreverte a experimentar y a ser tocada en tus zonas más erógenas hará que sientas algo más placentero. Para ello es fundamental que te conozcas a ti misma para que de esta manera se lo digas. Arriésgate a probar cosas nuevas y goza de tu sexualidad.

¿Que opinas sobre este tema?