La eyaculación precoz es un mal que puede aparecer en cualquier momento y en cualquier edad contrario a lo que se piensa de que sólo afecta los jóvenes, se registran casos clínicos en hombres de incluso hasta 70 años. Esta disfunción sexual es una de las más frecuentes a nivel mundial y es el segundo motivo de consulta en los consultorios de los sexólogos, si bien es cierto que afecta directamente al hombre, la mujer también tiene serios problemas cuando este padecimiento se presenta y es por eso que como pareja está llamada a apoyar con las soluciones, por supuesto si quiere hacerlo.
Una definición que se puede dar sobre la eyaculación precoz es que es un padecimiento donde el hombre sufre de una dificultad persistente para controlar voluntariamente el reflejo eyaculatorio y esta se presenta antes de lo deseado, dejando tanto al hombre como a la mujer insatisfechos sexualmente. Ese problema traspasa las paredes de la intimidad y se transforma en dificultades personales como convirtiendo al paciente en una persona retraída y falta de comunicación.
Existen técnicas que pueden ayudar no solamente a los que sufren de este problema sino también pueden ayudar a aquellos que no sufren del padecimiento pero quieren mejorar su respuesta sexual con la pareja. El objetivo de este ejercicio es que la persona aprenda a tener un control del tiempo que quiere estar en la etapa de la meseta, cuando se desarrolle este control sobre el reflejo eyaculatorio, podrá decidir en qué momento tener el orgasmo. Este ejercicio se desarrolla en cinco pasos importantes:
1. Aprenda relajarse: Cuando empiecen a sentir la sensación de eyacular una de las mejores formas es por medio de la respiración profunda y de forma pausada debe ir parando lo que está haciendo, seguido a esto debe inhalar por cuatro segundos y exhalar por otros cuatro, concentrarse en la respiración y no en la sensación de eyaculación, esperar que el nivel de excitación baje y luego volver a empezar, esto ayudará a extender el tiempo de las relaciones sexuales.
2. Contra el músculo perineal: Esta técnica consiste en contraer el músculo perineal para bloquear el paso de la eyaculación hacia la uretra, este es el mismo músculo que se aprieta cuando se corta la orina, se de retraer cuando se sientan que va eyacular para evitarlo. Debe practicarse diariamente para ubicar efectivamente el musculo cuando sea necesario.
3. Estiramiento de testículos: Cuando el hombre está próximo eyacular su escroto se encoge hacia arriba y los testículos se contrae y suben, una manera de aplazar la eyaculación es estirar el escroto y los testículos de forma suave hacia abajo.
4. Apretar el pene: Cuando por alguna razón este punto eyacular y tenga que detenerla de forma urgente, se debe apretar debajo de la cabeza del glande, con esto hará que la eyaculación se ve interrumpida y el nivel de excitación disminuya un poco.
5. La experiencia sexual no acaba con la eyaculación: Se tiende a pensar que una vez que se eyacula la noche termina y eso es una equivocación, cuando se eyacule de forma prematura se debe compensar a la pareja con abrazos, besos, caricias y en lo posible con una excitación que le provea un orgasmo; se puede utilizar cualquier parte del cuerpo y se sentirá más complacida.

El objetivo de esta técnica es desarrollar un control sobre el reflejo eyaculador y así lograr un dominio absoluto sobre el orgasmo, puede ser reforzado con una cura para la eyaculación precoz a base de medicamentos naturales que le ayuden durante el proceso, de esta forma se sentirá más confiado para realizarlos.

Si desea recibir mas informacion sobre una cura para la eyaculación precoz o ejercicios y desea averiguar sobre las curas para la eyaculacion precoz existentes puede visitar este link www.NoMasEyaculacionPrecoz.com

¿Que opinas sobre este tema?