La eyaculación prematura es una disfunción sexual masculina en la que el hombre no es capaz de identificar ni controlar las fases de excitación sexual, existen cuatro diferentes fases que se presentan en toda relación sexual normal; cuando inicia la relación la excitación aumenta progresivamente pasando por el estado de excitación, penetración deteniéndose en la meseta llegando por fin a la fase del orgasmo.

Cuando la pareja llega a la fase denominada meseta la pareja disfruta del placer sexual aumentan disminuyendo la excitación hasta que de forma voluntaria se produce el clímax u orgasmo, es en este punto donde el eyaculador precoz tiene problemas pues no es capaz de permanecer en la fase denominada meseta sino que tiene lugar una excitación rápida e incontrolada. Este tipo de situaciones pueden presentarse casi siempre antes, durante o dentro de los cinco minutos posteriores a la penetración de la pareja. Esta incapacidad de la que estamos hablando tiene consecuencias personales negativas tales como signos de malestar, incomodidad, angustia, frustración e incluso llega a evitar episodios de intimidad sexual.

Existe dos tipos de eyaculadores precoces (no debe confundirse con los grados de la eyaculación precoz que son muy diferentes y son cuatro) existen los eyaculadores de tipo primario y los de tipo secundario. Los del tipo primario son aquellos que padecen de eyaculación precoz desde tempranas edades en su vida sexual y es posible que nunca hayan tenido relaciones satisfactorias con ninguna pareja. Se cree que este tipo eyaculación precoz se debe principalmente a malos hábitos de aprendizaje durante la masturbación, pues el adolescente ya sea por ansiedad o por falta de privacidad se acelera por alcanzar el orgasmo lo que acondiciona el comportamiento del cuerpo a sufrir de eyaculación precoz.

Los eyaculadores precoces del tipo secundario son aquellos que por algún tiempo en su vida sexual tuvieron control sobre sus orgasmos pero por algún motivo externo perdieron el control, puede ser a causa del estrés, un shock emocional o un largo periodo de inactividad sexual. La eyaculación precoz es un problema que hoy en día es la preocupación principal de muchos hombres, se debe tener muy en cuenta que existen varias formas de manejarlo y sin embargo es bueno que usted se informe primero antes de buscar un tratamiento para la eyaculación precoz, ya que de esta forma podrá elegir la que más se adecue a su caso teniendo en cuenta los factores desencadenantes de la enfermedad y las alternativas que mas se adecuen a su estilo de vida.

Si desea recibir mas informacion sobre una cura para la eyaculación precoz o ejercicios y desea averiguar sobre las curas para la eyaculacion precoz existentes puede visitar este link www.NoMasEyaculacionPrecoz.com

¿Que opinas sobre este tema?